.

.

.

.
El tiempo - Tutiempo.net


16/08/2017

Managua (Nicaragua). El secretario general del Sistema de la Integración Centroamericana (Sica), Vinicio Cerezo, dijo hoy en Managua que comparte con el presidente Juan Orlando Hernández que con la ejecución del Plan Maestro de Inversiones y Desarrollo Económico del Golfo de Fonseca en esta zona ya no habrá motivo de conflictos entre los tres países ribereños.
El también ex presidente de Guatemala agregó que “estamos seguros que este acuerdo (Plan Maestro) va a resolver los problemas para los pescadores y de los trabajadores”.

Asimismo, indicó que abre las puertas para muchas inversiones en el golfo que le van a dar oportunidades de trabajo a toda la gente.
Cerezo consideró que “obviamente el presidente Hernández está ejerciendo un liderazgo importante para el planteamiento de un modelo de desarrollo interregional que va a ser un punto de partida para seguir trabajando en el beneficio de la integración  centroamericana”.

“Hay que felicitar al presidente Hernández, pero, por supuesto, necesitamos reconocer que la voluntad de los otros presidentes va a ser fundamental también para que este acuerdo se ponga en práctica”, añadió.
El ex mandatario guatemalteco apuntó que “creo que el presidente Hernández está jugando un papel importante y lo va a seguir jugando, seguramente, en los próximos años”.

“Al presidente Hernández lo motivo a que siga adelante, porque acciones como de esta naturaleza he podido ver que les están interesando a otros presidentes centroamericanos; definitivamente, lo hará pasar a la historia como uno de los presidentes que han respaldado las posibilidades de un gran acuerdo centroamericano de desarrollo”, enfatizó.

Una excelente iniciativa
El secretario general del Sica destacó el planteamiento de este plan porque, a través de un plan de desarrollo transregional, vendrá a resolver el problema del golfo y los diferendos que han surgido históricamente entre El Salvador, Honduras y Nicaragua.
Es muy importante –prosiguió- porque la manera de construir la paz y contribuir al proceso de integración centroamericana es proponiendo planes de desarrollo que deben de ser acordados en función de los intereses de cada uno de los países.

Pero –agregó- se debe hacer especialmente pensando en el bienestar de la población en general, que siempre es afectada por este tipo de diferendos.
“En este momento francamente me he entusiasmado mucho como secretario general de Sica, como expresidente (firmante) de los Acuerdos de Paz de Esquipulas II, porque 30 años después que iniciaron el proceso de paz firme y duradera, me doy cuenta que seguimos viviendo positivamente los efectos de un acuerdo que consiguió la paz”, dijo.

Al consultarle sobre qué se puede alcanzar con este Plan Maestro en el Golfo de Fonseca, Cerezo indicó que “en primer lugar lo que se tiene que alcanzar es un acuerdo que involucre a los tres países que tenían diferendos en un proyecto de desarrollo que beneficia a la población; eso es fundamental”.
Lo segundo –señaló- es que este Plan de Desarrollo debe de ser amplio con una visión de carácter regional.

Reconoció que cada uno de los países tiene sus propios intereses, que quiere favorecer a su gente de determinada manera con proyectos nacionales, pero realmente se pretende que más allá de los programas de carácter nacional se mire esto con una concepción regional.

Porque –argumentó- solo de esta manera se va a poder transmitir a la gente de Honduras, El Salvador y Nicaragua la percepción de que es el proceso de integración que está tratando de consolidar la paz y de evitar conflictos que podrían conducir a los enfrentamientos.

Cerezo expresó que con este tipo de acuerdos se logran beneficios que a los países que tienen intereses en el golfo los van a sacar adelante y les van a dar oportunidades de negocios, de construir su vida, de crear fuentes de empleo, resolviéndose un problema político a través de un programa de desarrollo de carácter trasnacional, “que es la manera como se tiene que hacer”.

Un beneficio para la integración
El expresidente de Guatemala consideró que suscribir este acuerdo y ponerlo en práctica es un paso muy importante para beneficiar la integración regional.
Asimismo, mencionó que la Unión Aduanera entre Guatemala y Honduras fue un paso definitivamente significativo  para el proceso de la integración, porque son estas decisiones las que van a ir consolidando poco a poco la convicción de que el Sistema de Integración es positivo para todos los centroamericanos.
Insistió Cerezo en que el Plan de Desarrollo Económico del Golfo, al igual que la Unión Aduanera, son un ejemplo; luego –auguró- vendrán para Centroamérica la seguridad migratoria y otros acuerdos para enfrentar los problemas con una visión regional.

“Este acuerdo del golfo va a ser un paso adelante no solo para resolver un problema histórico, sino que para producir beneficios para las poblaciones que están alrededor del golfo, crear empleo, generar oportunidades de trabajo y resolver los problemas”, acotó.

El secretario general del Sica envió un mensaje a todos los países que conforman este organismo para que tengan la confianza de que este Plan Maestro en el Golfo de Fonseca es un punto de partida para mejorar no solo las relaciones entre los países, sino que la relación entre los pueblos.
Afirmó que “deben respaldar políticamente la puesta en marcha de un plan de esta naturaleza, porque va a ser para beneficio de las futuras generaciones centroamericanas”.


>