.

.

.

.
El tiempo - Tutiempo.net


12/08/2017

Tegucigalpa.- El cardenal hondureño, Óscar Andrés Rodríguez, expresó hoy su preocupación porque la "indiferencia del pasado" permitió que las pandillas ganarán terreno en Honduras y reconoció que en la actualidad se ha avanzado en el combate contra esas estructuras criminales.

"Verdaderamente es una vergüenza cómo (las pandillas) han podido proliferar en nuestro país por la indiferencia del pasado y eso debe desaparecer", dijo el líder religioso en la homilía que ofició este domingo en la catedral de Tegucigalpa.

Enfatizó que el plan de Dios no es que "nuestros países vivan bajo el miedo, estamos llamados a vivir en paz como hermanos, respetándonos los unos a los otros, respetando las distintas maneras de pensar, sin considerar que alguien que piensa distinto es un enemigo al que hay que destruir, cuánto odio en la sociedad y todo eso causa miedo".

En Honduras "se ha logrado mucho y ojalá que se siga logrando" en el combate contra las pandillas, señaló el religioso, al referirse a la captura el viernes de un jefe del barrio 18 y otros nueve integrantes.

"Qué espectáculo tan grotesco esta semana cuando han capturado a esos dirigentes de la mara 18, llenos de cinismo, llenos del mal, llenos del crimen", indicó.
Ricky Alexander Zelaya, supuesto jefe nacional de la pandilla 18, y otros nueve pandilleros fueron enviados el sábado a una prisión por orden de un juzgado de Honduras por los cargos de almacenamiento ilegal de armas prohibidas y asociación ilícita.

Zelaya, conocido con el alias "Bóxer Hiuber", de 40 años, según las autoridades hondureñas, era el encargado de "dirigir los actos delictivos" de la pandilla 18 en Honduras.

El religioso lamentó que la ciudadanía vive con "miedos que se proyectan en nuestra realidad" y hacen que la población vea "fantasmas por todos los lados" y "deforman la realidad".
Es por ello que el cardenal hondureño instó a la sociedad a librarse del miedo que ha provocado el "terrorismo internacional", pues la ciudadanía no camina por las calles "por miedo a que asalten".

Destacó, además, que cuando "se miente descaradamente" y la justicia es "tardía" o "calla" no existe seguridad, y lamentó que muchas personas vivan "hundidas en la depresión, el crimen, la mentira" y "temerosa de que se descubra la verdad y tratan de ocultarla constantemente".

"Cuántas inseguridades acercándonos a un período en el cual va a comenzar una campaña política y en la cual tendremos elecciones, cuántas inseguridades, por qué, porque no miramos a Jesús y claro si nos miramos sólo con nuestros criterios humanos, con nuestros defectos humanos, con nuestros pecados o con nuestras maldades, entonces no puede haber seguridad", subrayó el cardenal hondureño.

Honduras celebrará elecciones generales el próximo 26 de noviembre, en las que los hondureños elegirán a un presidente y tres designados (vicepresidentes) de la República, 128 diputados al Parlamento local y 20 al Centroamericano, y 298 alcaldías municipales.EFE


>