.

.

.

.
El tiempo - Tutiempo.net


Sábado 29 de julio de 2017

Indignada se encuentra una ciudadana mexicana luego de comprar una donut para su sobrina en una sucursal de la cadena de locales Soriana en la localidad azteca de La Paz.
Esto debido a que mientras consumían el producto, encontraron un condón en el medio del dulce de leche que era el relleno de la rosquilla.

“Todo marchaba bien hasta que estando en mi casa, mientras mi sobrina de un año y yo nos comíamos una de las donas que tienen cajeta en el centro, nos dimos cuenta de que en el centro de la dona, debajo de la cajeta, se encontraba un condón”, reclamó la mujer en su cuenta de Facebook.

Luego de esto, y haciendo caso a los comentarios de sus contactos, acudió al local comercial a presentar sus descargos. Sin embargo, la respuesta la dejó aún más enojada.

En ese sentido, el subgerente del lugar le respondió que “tal vez a dos trabajadores de la tienda les ganó la calentura y tuvieron sexo en el lugar donde se hacen y preparan las donas”.
Por esto, en modo de compensación, le devolvieron los 64 pesos mexicanos que gastó en la donut y le dieron una nueva de cortesía.

“Esto no se puede quedar así, Soriana es una cadena a nivel nacional y no voy a aceptar que se quieran limpiar las manos dándome un pastel y una tarjeta de puntos”, volvió a alegar.

Finalmente, fue a la Procuraduría Federal del Consumidor, una especie de Sernac mexicana, para manifestar su reclamo ante lo ocurrido. Pero, repitiéndose la historia, nuevamente salió frustrada del encuentro ya que no quisieron investigar la acusación ni inspeccionar el recinto. “Me dijeron que en este caso solo me correspondía pedir la devolución de mi dinero y se acabó”, culminó.
 

>