.

.

.

.
El tiempo - Tutiempo.net


Jueves 25 de mayo de 2017

Entre calles sin asfaltar y marañas de cables, una pequeña cancha de césped artificial en las afueras de Río de Janeiro se ha convertido en el centro del mundo para decenas de niños que sueñan con seguir los pasos de su nuevo ídolo, Vinicius Junior, y pasar de la "escolinha" al Real Madrid.


Apenas treinta metros de largo y veinte de ancho forman el oasis en el que los pequeños futbolistas entrenan con el sueño de convertirse en el nuevo Neymar o, ahora, el nuevo Vinicius, el joven que se incorporará al club blanco en julio de 2019 tras un traspaso de 45 millones de euros desde el Flamengo. EFE

>