.

.

.

.
El tiempo - Tutiempo.net


Viernes 17 de abril de 2015 – 09:40 PM

Tegucigalpa, Honduras - El Presidente Juan Orlando Hernández ha hecho posible el sueño del lustrabotas Nelson Arteaga de tener una vivienda digna en el sector de Saucique, de la colonia Sagastume de Tegucigalpa.

"Hoy veo este sueño que ya es una realidad, pues el 5 de agosto de 2014 el presidente nos visitó a nuestro puesto de trabajo en el Parque Central y se comprometió en apoyarnos y cambiar la vida de las familias de los 19 miembros que forman parte de la Asociación de Lustrabotas de Honduras (ASOLUSH)", manifestó emocionado Arteaga.

Arteaga recordó el jueves su experiencia de trabajar desde hace 32 años lustrando zapatos todos los días y vivir alquilando en cuarterías, en las que sus cuatros hijos jugaban en un piso de tierra.
Pero gracias al auxilio del Presidente Hernández Arteaga y su familia tienen un nuevo ambiente en el que gozan de un techo digno, piso de cemento, filtro de agua, letrina, ecofogón y filtro de agua.

UNA VIDA MEJOR
Gonzalo Banegas, también lustrador de calzado, de 53 años de edad, 36 de ellos en el oficio; casado y con tres hijos, indicó que con fondos propios hubiese sido imposible adquirir una vivienda para su familia, por lo que agradeció el gesto del mandatario de ayudar a un sector que ha sido históricamente desatendido por los gobiernos.
"Mi casa antes era de madera y vivíamos hasta hacinados en tiempo de lluvia. Sólo Dios sabe cuánto esperábamos que llegará ese día para tener una casa propia y bonita", puntualizó Banegas.

El presidente de ASOLUSH, Juan Francisco Mairena, con 46 años de experiencia, recordó que desde la visita del presidente Hernández al Parque Central en agosto, cuando llegó a lustrar sus zapatos, le preguntó sobre las necesidades que tenían los 19 miembros de su organización y se comprometió a cambiarles las condiciones de vida.
Francisco Mairena, otro de los beneficiados con una casa, dijo estar feliz porque tiene una vivienda de material sólido y seguro para su protección y la de su familia.

Al concluir el conversatorio, de manera inesperada, doña Verónica Estrada, quien durante más de 30 años se dedicó a hacer tortillas, agradeció con un fuerte y sentido abrazo al mandatario porque le reconstruyó su casa en esa misma colonia.
"Presidente, hoy estoy parcialmente ciega producto de los años que me dedique a hacer tortillas, pero quiero de corazón agradecerle porque se acordó de mí", expresó la humilde mujer.
 
Personas beneficiadas
COMPROMISOS
Luego de escuchar a los 19 lustrabotas, el Presidente se comprometió en ubicar un terreno para construir la vivienda a otros tres miembros de la misma organización que siguen alquilando para vivir.

El gobernante también le prometió a lustrabotas la pavimentación de la calle que conduce hasta la colonia Sagastume. Además, con mano de obra local se construirán las vías de acceso a las casas que se construirán en ese sector.

Añadió que el Programa Banca Solidaria será un brazo amigo para los lustrabotas que podrán adquirir préstamos de hasta 20,000 lempiras, con un interés del uno por ciento mensual a fin de apoyar a los pequeños emprendedores.

Desde el 5 de agosto de 2014 el mandatario le paga un día de trabajo a todos los lustrabotas para que el último de cada mes le lustren los zapatos a todos las personas que acuden al Parque Central.

>